INFONIKKEI
by  Fernando Nakasone
 

Juan Kazuo Iida

Juan Kazuo Iida (03/02/1913-30/05/2004), el principal estudioso sobre la inmigración japonesa al Perú, ha fallecido. Es la persona que recopiló la mayor cantidad de información acerca de los ciudadanos japoneses que vinieron al país a partir del 3 de abril de 1899 (año 32 de Meiji).
«LOS PRIMEROS INMIGRANTES»
Don Iida san escribió «Los Primeros Inmigrantes» (1999), publicación de los datos referentes a los primeros japoneses contratados que llegaron al Perú.
Cabe indicar que lo hace de manera esmerada -información de cada emigrante- que permite hacer varios análisis, apropiados para los escritores o investigadores.
MENCION DEL DR. YOSHIO MASUDA
En su libro, prologado por el Dr. Yoshio Masuda, catedrático Honoris Causa de la Universidad de Tokio, dice: «La lista de los primeros inmigrantes, considerados los precursores, ha sido preparada y presentada por el director del Museo de la Inmigración Japonesa al Perú, Juan Kazuo Iida, tras enormes
esfuerzos y dedicación, llegando a completar datos de 785 inmigrantes de entre los 790. Esta obra es muy valiosa para la historia de la inmigración japonesa al Perú».
«El padre de Ida san fue el señor Kannosuke Iida, uno de los inspectores de los inmigrantes que vinieron en el primer grupo, con 25 años de edad, y cumplió con su deber, esforzándose por el bienestar de ellos.
Posteriormente, como prominente personaje de la colectividad japonesa, fue elegido primer presidente de la Sociedad Central Japonesa del Perú en 1917", señaló el Dr. Masuda.
MENCION DEL DR. TOSHIO YANAGIDA
La presentación del mencionado libro, a cargo del Dr. Toshio Yanagida, catedrático del departamento de Historia de la Universidad de Keio, Japón, expresó: «Recibí la buena nueva de la publicación de la ‘Lista de los primeros inmigrantes’ llegados al Perú. El profesor, en base a los documentos de la Cía. Morioka comparados con la inscripción del registro del consulado (japonés), los complementó con los datos y huellas dejadas, obtenidos luego de dirigirse a diferentes lugares para indagar -con sus propios ojos- todo lo referente a cada uno de ellos y luego anotándolos en las tiras de papel; efectuado todo con una paciencia increíble y perseverancia de muchos años y contando con el apoyo silencioso de la señora Takae (Clementina Yuzuriha)».
«La culminación de esta Lista se podría considerar como una obra común de dos generaciones Iida: padre e hijo; y me hace pensar que la persona más feliz y satisfecha, ha de ser el padre Konnosuke», comenta en otro párrafo el Dr. Yanagida.
MUSEO DE LA INMIGRACION JAPONESA AL PERU
El Museo de la Inmigración Japonesa al Perú se creó con ocasión de la celebración del 80 aniversario de la llegada de los primeros ciudadanos japoneses al país. La referida comisión conmemorativa fue presidida por don Carlos Chiyoteru Hiraoka. El presidente Constitucional de la República, Arq. Fernando Belaunde Terry, inauguró el citado Museo (04-07-81). Su director, a partir del segundo año fue don Juan Kazuo Iida, hasta hace dos años, nos explicó cuando lo entrevistamos (2001): «Es testimonio de 100 años de inmigración japonesa. Sus ambientes guardan los secretos más increíbles de la historia de nuestros ancestros».
ORGULLO DE LOS NIKKEI
En esa ocasión hablamos de nuestro mayores que nos señalaron el camino de principios y valores, esos signos o códigos son los más importantes e imperecederos como herencia. A su vez, nuestras generaciones, nacidos en esta tierra bendita, tratan de hacer lo mejor posible para dejarles ese mismo espíritu de laboriosidad, honestidad, rectitud,
responsabilidad a las siguientes generaciones. Es nuestra consigna seguir siendo fiel a la palabra empeñada: al honor, respeto, lealtad. El Museo transmite esa esencia y, por ello, la importancia que se de a conocer con mayor amplitud el Museo de la InmigraciÛn Japonesa «Carlos Chiyoteru Hiraoka», tal
como se ha propuesto -con marcado éxito- el actual
equipo de trabajo presidido por Atsuko Uehara.
MUSEO DE LA INMIGRACION, ASOCIACION DE CONDECORADOS, PERU SHIMPO
Cuando conversaba con Iida san, diversos temas fluían fácilmente: sobre su responsabilidad en el Museo de la Inmigración Japonesa al Perú; el trabajo de investigación sobre los primeros inmigrantes; la presidencia en la Asociación de Condecorados (1995-2002); la fundación de la Editorial Perú Shimpo y sus funciones como presidente y director del diario; la construcción de la Escuela José Gálvez por su suegro; y la interrelación amical y comercial con mi padre cuando tenía su bazar «Bienvenida» en el Callao.
RENOVADO APRECIO
El fue condecorado por el Emperador de Japón, con la orden de Kyokujitsu en Sexto Grado (1987), y siempre demostró virtudes que lo hicieron merecedor del aprecio general sobre todo cuando pensaba en los demás, que se tradujo en su aspiración de ampliar su investigación en relación a los inmigrantes que llegaron al país -inclusive de todos los barcos- y de dar a conocer el árbol genealógico de los principales protagonistas de la vida institucional de la colectividad peruano japonesa. Su titánica tarea de más 25 años ha servido, definitivamente, para saber de nuestras raÌces, vinculada a la historia del Perú. El consagró su vocación de servicio a la colectividad. El dejó rastros de humildad, sinceridad y amabilidad.
Desde el Gran Campamento del Señor seguirá propiciando el estudio de los inmigrantes japoneses. Mis mejores recuerdos de estima a su esposa Takae, y a sus hijos Rita, Federico, Lucio y Claudia.